Al Día 22/05/2020

Habló Fernando, el beneficiario del IFE que puso una panadería



"Yo preferí invertir el dinero para tener toda la semana un plato de comida", dijo Navarro, en el clásico Fair Play, de Radio Pulxo, quien bien usó el ingreso de emergencia para su futuro.


| Por Sofía Ocaño |

Fernando Navarro tiene 20 años, vive en San Francisco, ciudad de Córdoba. Apenas se enteró del beneficio que estaba brindando el estado para desempleados y monotributistas de las categorías más bajas, se inscribió y fue uno de los beneficiados por el aporte del estado.

"Empecé en la panificadora de la Luciérnaga, de San Fracisco, en el 2016, haciendo un taller para capacitarme", dijo el beneficiario del IFE. En el 2017 se abrió la panificadora en este mismo lugar, pero el 2018 la crisis los obligó a cerrar sus puertas. Sin dudas, eso preparó a Fernando para poder desarrollar su propio proyecto hoy.

Apenas recibe el beneficio, lo primero que Fernando hizo fue consultarle a su madre si necesitaba el dinero para solventar los gastos diarios de la casa. Su mamá, trabajadora de la Municipalidad de San Francisco (entrega correspondencias casa por casa), le dijo que ella quería que él invirtiera ese dinero. Y eso fue lo que hizo el jóven.

"Lo primero que compre fue la harina, la margarina y la levadura para trabajar en casa. La producción es a pedido" declaró Navarro en Fair Play, el mano a mano de Joel Rossi y Tolchinsky, en PLX. Además agregó que: "la gente me está comprando, ve las noticias y me compra. Me dice que estan riquisimos los productos que hago. No se si me mienten para quedar bien, o es cierto"

Fernando, quien a su vez está finalizando sus estudios en una escuela nocturna de San Francisco, hace pan de campo y alfajores de maicena, que es lo más pedido por los vecinos a traves de su cuenta de instagram @dulcesabor.sf.

Navarro, ante la consulta de qué haría si tuviese la suerte de ser nuevamente beneficiado con el IFE dijo: "mi idea es comprar una amasadora batidora para poder aumentar y facilitar la producción" y asi llegar a más vecinos. 

Sin lugar a dudas que, el empuje del jóven y las ganas de seguir construyendo, hizo que el mirara más allá y decidiera al menos duplicar el dinero. Y si quedaban duda alguna, cuando Fernando cerró la comunicación en Pulxo, la disolvió con esta frase: "Yo preferí invertir el dinero para tener toda la semana un plato de comida en casa".

El espíritu emprendedor de Fernando y las ganas de ayudar de Fair Play hicieron que las puertas queden abiertas para tratar de conseguir esa máquina que necesita el jóven para ampliar su producción y lograr el sueño de tener su propia panadería.

"Hoy Fernando paso de ser un beneficiario a ser un aportante" gracias a la ayuda del estado, que somos nosotros claramente, fue la reflexión, al cierre de la nota, del equipo de Fair Play.

Si queres sumarte y ayudar a Fernando podes hacerlo contactandote con Radio Pulxo al 351 859-0858.

Escuchá la nota completa aquí









Enviar Comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores.




 Sin Comentarios