Los dólares financieros subieron, pese a las nuevas medidas
En el debut de lo dispuesto por el ministro Guzmán, el mercado reaccionó contrario. El blue bajó un peso.

| Por Germán Negro |

En el debut de las medidas establecidas por el Gobierno para aplacar al mercado cambiario, los dólares financieros subieron más de 4% pese a que las nuevas disposiciones buscaban descomprimir el costo de estas transacciones. Sólo el dólar paralelo cedió un peso al cerrar en 180 pesos.

La cartera económica que comanda Martín Guzmán hizo anuncios para flexibilizar las operaciones del contado con liqui, al que se accede con la compra de bonos en el mercado local que luego se venden en dólares en Wall Street, pero en el primer día de operaciones no tuvo buen resultado.

Luego del cepo cambiario se había establecido un parking de 15 días entre el momento en que se compra el bono en pesos y se lo vende en dólares, pero ahora se lo estableció en tres días
También se levantó la restricción que impedía a los inversores no residentes operar en este mercado. Con esto se le da una puerta de salida a esos tenedores de bonos que quieren dejar sus posiciones en Argentina.

Además, se anunció que en noviembre se realizará una subasta por US$ 750 millones orientada a fondos que habían ingresado en los últimos años al país y estaban posicionados en bonos en pesos, presionando para poder salir. Con estas acciones, el Gobierno busca bajar la presión sobre el mercado, que desde el anuncio del endurecimiento del cepo llevó la brecha del 77% al 132%.

“Lejos de aplacar los ánimos las nuevas medidas no produjeron los efectos deseados sobre el tipo de cambio. Menos en el contado con liqui (CCL) allí donde se enfocó el Banco Central en converger la demanda de dólares con menos restricciones”, indicó Gustavo Neffa, de Research for Traders.

El contado con liqui arrancó este martes en baja: cedió 1% en la apertura y llegó a $ 163. Pero con el correr de la rueda cambió de tendencia y terminó con un repunte de 4,1%, que lo llevó a $ 171,8, al borde del pico de $ 172 que había tocado el viernes pasado.

Las nuevas medidas no solo no achicaron la brecha entre el CCL y el oficial, sino que le dieron más envión al dólar MEP. Esta variante, que permite hacerse de divisas operando en la bolsa porteña, aumentó 4,9%, a $ 160, un nuevo récord.

“Las medidas cambiarias tuvieron una cautelosa reacción, tal como reflejan los dólares financieros al extender la escalada, toda vez que su marcha al final está sujeta al apetito por dolarización de los inversores, ya que la confianza no se mejora con paliativos sino con un plan económico integral y acuerdos políticos”, indicó el analista Gustavo Ber.

El dólar mayorista terminó en $ 77,68, diez centavos arriba del cierre previo, mientras que el minorista llegó a $ 83,27, lo que lleva al dólar ahorro a $ 137,10. Según fuentes del mercado, el Central terminó con un saldo negativo de US$ 30 millones.

Por su parte el riesgo país, el indicador de JP Morgan que mide la sobre tasa que debería pagar Argentina si quisiera o pudiera endeudarse, llegó a puntos básicos 1432 puntos básicos, una baja de 0,2%.




SOS Sillas